ESPAÑOL ENGLISH Facebook Twitter CLACSO TV en Youtube
Inicio  
                   
 
Presentación   Grupos de Trabajo   Publicaciones   Agenda
 
  Grupos de Trabajo seleccionados para el período 2016 - 2019
 
Volver
Grupo de Trabajo: Cuerpos, territorios y feminismos
 
Persona responsable de la inscripción: Manuel Bayón Jiménez
 
1. Nombre del Grupo de Trabajo.
  Cuerpos, territorios y feminismos
 
2. Ubicación crítica del tema en el contexto y en la política pública latinoamericana y caribeña y en relación con la dinámica global.
  La necesidad creciente de materias primas en los países del norte global ha generado una enorme presión sobre los territorios de todo el mundo. Por otro lado, la emergencia de países como Brasil y China ha volcado las economías latinoamericanas hacia la exportación de recursos naturales como el petróleo, los minerales o productos agroindustriales como la soya y la palma africana. Esta reprimarización de las economías se basa en una fuerte subsunción de los territorios latinoamericanos al capital trasnacional, produciéndose a lo largo de la última década una explosión territorial de las concesiones mineras y petroleras, la concentración de la propiedad de la tierra y las políticas para favorecer los grandes complejos agrarios. Lo cual se produce especialmente en las áreas que son fronteras extractivas, que hasta hace pocas décadas eran territorios inaprensibles para los Estados, y que han sido las áreas donde los pueblos más relegados y oprimidos han encontrado sus lugares de vida, especialmente los pueblos indígenas y afro de la región.

La territorialización del capital y el despojo que representa se ha concretado a través de políticas públicas de los estados centrales. Las poblaciones más excluidas históricamente han visto cómo sus territorios eran destruidos, los ciclos de la vida alterados haciéndolos inviables. Sociedades que ven su reproducción como tal limitada. Los circuitos del capital fluyen y succionan en el mismo sentido que los cuerpos migran desposeídos. Pero a la vez hay resistencias que se multiplican, en la vida diaria, en protestas frente a los estados, en acciones contra el capital. La estructura patriarcal impone que quienes tienen menos que ganar con los cambios son los cuerpos más oprimidos en la jerarquía de poder, las mujeres de las clases bajas. A cada ciclo de despojo capitalista, las violencias específicas sobre las mujeres se multiplican. En toda América Latina se han concretado en las últimas décadas movimientos de mujeres que cuestionan esta lógica extractivista, que ante la desarticulación de los movimientos sociales históricos han dado un paso adelante.

La llamada oleada de los “gobiernos progresistas” ha supuesto un hito en la última década tras el auge del neoliberalismo y su arrasamiento de las políticas sociales. Los movimientos sociales, sin embargo, han quedado sin respuesta ante las medidas de implementación de los grandes megaproyectos del capital en toda América Latina, ya sea por cooptación de sus líderes, o la criminalización, eliminación o limitación de sus cuerpos. La organización de mujeres frente a proyectos de despojo de territorios ha tenido durante las últimas décadas un gran crecimiento, tanto en número como en relevancia política, ya que siempre estuvieron resistiendo a estos proyectos, pero en esta fase están adquiriendo un mayor protagonismo político.

En el caso de Centroamérica se han generado movimientos de mujeres contra las mega infraestructuras asociadas al Plan Puebla-Panamá, las vías y las hidroeléctricas asociadas a la explotación minera, con una fuerte criminalización y una violencia creciente, que ha llegado hasta el asesinato en Honduras de la activista Berta Cáceres del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH). En Guatemala fue emblemático el caso de las ocho mujeres indígenas perseguidas por Unión Fenosa, o la lucha de las mujeres xinkas en resistencia contra la minería en la montaña de Xalapán. En el caso mexicano, Chiapas emerge como un territorio de resistencia, donde en el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) tiene un creciente protagonismo político de las mujeres, se suceden encuentros de mujeres en defensa de su territorio, que comienza en sus cuerpos. Ecuador ha vivido en los últimos años manifestaciones de mujeres indígenas en contra fundamentalmente de la explotación petrolera, con marchas desde la Amazonía hasta la capital, con articulaciones inter-étnicas centradas en frenar el avance de proyectos extractivos. Perú cuenta con fuertes organizaciones como FEMUCARINAP que unen la lucha contra la minería y el patriarcado. En Bolivia la Red Nacional de Mujeres en Defensa de la Madre Tierra han comenzado a alzar su voz contra el extractivismo minero, y Mujeres Creando se han convertido en un icono respecto al combate contra un estado patriarcal, en relación del avance capitalista y la criminalización de los cuerpos de las mujeres combativas. En Uruguay las organizaciones campesinas de mujeres se están levantando contra el modelo soyero que lleva al despojo de tierras y el empobrecimiento. En Brasil el Movimento de Mulheres Camponesas se ha convertido en un referente de la Vía Campesina, anudando el papel de las mujeres a la lucha por la tierra, globalizando las alianzas a lo largo de la región y del mundo.

Las experiencias compartidas de mujeres organizadas en movimiento contra el avance del capitalismo en sus territorios muestra cómo la escala global y las políticas públicas de los Estados se han entrelazado, con fuertes similitudes entre los países de América Latina. Hay una respuesta generalizada que violenta los cuerpos, que rompe los ciclos de la vida, que se encadena al patriarcado con políticas de violencia específica contra los cuerpos de las mujeres: represión, criminalización, control sobre la reproducción, negación política, violencias machistas, etc. El avance generalizado de los megaproyectos del capital ha encontrado en las mujeres organizadas un nuevo frente, un actor social inesperado.

En los territorios urbanos, la crisis de la reproducción de la vida implica estrategias de supervivencia que colocan a las mujeres en el cuidado cotidiano, en una sobrecarga de trabajo diario, en medio de una multiplicidad de violencias de estos espacios de aglomeración. Pese al incremento de las políticas sociales en estos años, las estructuras de poder, de clase, patriarcales, raciales, no se han visto alteradas. Las ciudades continúan siendo el espacio de segregación más absoluto, en especial las grandes urbes latinoamericanas. No se puede observar el proceso de despojo vinculado a megaproyectos extractivos sin ver el anverso de los espacios urbanos, cada vez más poblados, con una crisis cada vez mayor de la vida en los mismos. En los últimos años, las contrarreformas agrarias y la profundización de la liberalización del agro pese a los discursos revolucionarios, han seguido sumando población urbana pauperizada procedente del campo, mayoritariamente mujeres que también huyen de violencias patriarcales. Migraciones que no se quedan únicamente en la escala latinoamericana, sino que se desplazan a los centros del capitalismo en Estados Unidos, en Europa, donde la crisis de los cuidados demanda cada vez más mano de obra barata femenina con la que paliarla, a través del expolio de los afectos, cuerpos que cuidarán los cuerpos de quienes les explotan.

Las políticas públicas han generado un despojo de manera ampliada. Megaproyectos extractivos, espacios urbanos segregados y violencias contra los cuerpos de las mujeres se entretejen en distintas escalas: globales, nacionales, locales, comunitarias, íntimas y corporales. La subsunción de los territorios y de los cuerpos al capital trasnacional ha encontrado en la fase de los gobiernos progresistas en América Latina una explosión ligada al auge de las materias primas. Las resistencias unen de forma creciente la lucha contra la violencia capitalista, patriarcal y colonial, generando nuevos sujetos políticos. La respuesta a la agresión ha cambiado de forma, de protagonistas, en cada territorio-cuerpo con particularidades específicas.
 
3. Fundamentación y análisis de la relevancia teórica del tema frente al contexto analizado.
  La actual situación descrita en el apartado anterior estamos considerando analizarla a partir de las categorías cuerpo-corporalidad, territorios y feminismos.

En el actual contexto marcado por el aumento de actividades extractivas en varios países de América Latina, la corporalidad y las emociones han sido motivo de atención para mostrar la relación que existe con el territorio. En el caso de las emociones, por ejemplo, se ha estudiado la manera en que son gestionadas por las empresas para lograr la aceptación de la población, especialmente a través de discursos sobre el desarrollo y la felicidad (ver por ejemplo: Entre la fiebre del oro. Machado Aráoz, 2013; Entre el marketing empresarial y la política pública estatal. Pincheira Torres, 2013). Se trata de una perspectiva desde las epistemologías del sur, en la que los autores sustentan una racionalidad no escindida de su afectividad (Machado Aráoz, 2013) y que parte del supuesto de que la economía política del colonialismo se ha constituido en una determinada forma de sentir y experimentar la realidad. De allí que la expropiación de los territorios suponga, entre otras cosas, la expropiación de los medios de vida y, por tanto, de las formas en que emerge y se recrean las formas de vida. Uno de los aspectos destacables de esta perspectiva es la visualización de una serie de sentimientos y emociones como prefigurativos de acciones de resistencia y sentimientos de esperanza o utopía. Por ejemplo, Mirna Navarro y Oliver Hernández (2010) señalan: “Es en la experiencia del sufrimiento y negatividad, producida de manera antagónica por el capital, donde el cuerpo entendido en términos fenomenológicos implica el terreno más propicio para la articulación de los distintos NO´s al proceso de reificación y despojo” (mayúscula en el texto) (Navarro Trujillo & Hernández Lara, 2010, pág. 83).

Es necesario subrayar que los procesos de despojo y violencia han estado configurados por jerarquías raciales y de género que siguen prevaleciendo en nuestras sociedades. Esta embestida de violencia y despojo de los territorios afecta los cuerpos de las mujeres directamente. Parafraseando a Rita Segato (2008), la extrema violencia utiliza los cuerpos de las mujeres como parte de la “apropiación” de los territorios, puesto que indica la posesión de lo que puede ser sacrificado en “aras” del control territorial. Silvia Federicci (2004) muestra cómo la acumulación originaria se benefició (beneficia) de la explotación del cuerpo de las mujeres para la acumulación. Hernández Castillo (2014:81 citando a Andrea Smith: 2005), argumenta “cómo se ha dado la construcción del cuerpo de la mujer indígena como territorio y ha sido parte de la etimología del lenguaje de la colonización desde sus orígenes”.

La carga de significados que tiene el cuerpo de las mujeres como territorios en disputa, lugares controlables y epicentro del honor masculino debe ser desestructurada, para que las mujeres logremos vivir sin menos violencia en nuestros cuerpos y territorios.

Mc Dowell, en su intento de enlazar los conceptos territorios y cuerpos, presenta una de las premisas captadas por Bourdieu (1991): “los hombres son la presencia en el espacio, las mujeres la insignificancia”. Además intenta articular cómo las políticas, planes diseñados a los lugares, reafirman el argumento bourderiano. Otra arista que intenta desentrañar Mc Dowell es en referencia con la idea proporcionada por Simone de Beauvoir que sugiere cómo se restringió lo femenino a la escala del cuerpo, dejando a los cuerpos masculinos como incorpóreos y pasándolos al área de la mente, jerarquizando siempre la mente por encima de los cuerpos. Con el argumento de Mc Dowell queda claro que los cuerpos están situados en el espacio. El cuerpo en sí ya es una escala, como bien define Smith, el lugar del cuerpo establece la primera frontera entre yo y el otro (1993: 110), pero para entender “la escala de los cuerpos” el género no es la única categoría que debemos tomar en cuenta, sino, también la raza, la edad o los dotes personales (Young:1990).

Entonces, si asumimos que no todos los cuerpos son iguales, ni tienen un mismo estándar y que además depende de los roles de género, clase, etnia, edad y raza que te “impone” el imaginario colectivo, entonces ¿Qué lugar ocupan los cuerpos de las mujeres en los territorios? La primera respuesta es que las feminidades y las masculinidades se producen y reproducen junto a todo aquello que une simbólicamente a las y los sujetos con su lugar (Mc Dowell: 2000). El lugar es a la vez centro de significado y contexto externo de nuestras acciones, es decir, espacio vivido y representación (De Certau: 2000,129). Lo que permite afirmar que todo lo que hacemos está espacialmente situado y encarnado en cuerpos diferenciados y jerarquizados. En ese sentido, el cuerpo está determinado no sólo por las determinaciones físicas del contexto geográfico; sino por las construcciones culturales que subyacen a la idea del espacio, lugar, territorio, comunidad y contexto

Poco se ha abordado la relación entre territorios-cuerpos y menos aún sobre territorios en disputa. Uno de los exponentes que ha intentado esta articulación es Machado Aráoz (2014), que argumenta cuáles son los cambios e impactos en las subjetividades, corporalidades y emociones de sujetos que viven en territorios extractivistas. Retrata cómo se disputan los territorios y atrás de ellos las diversas ideologías que existen para su defensa. Por un lado, se encuentran los territorios que tienden a generar vidas en común vs aquellos que privatizan e individualizan. La dicotomía que muestra Machado parece contundente y poco profunda, sin embargo, creemos que es importante recalcar las consecuencias en las emociones y corporalidades de las personas que habitan territorios invadidos y amenazados por otras lógicas.

Otro ejemplo, el trabajo de Coba (2015) que, a través de un análisis marxista feminista proporcionado por argumentos principalmente de Federici, profundiza en la importancia de “entender la vida con el cuerpo, puesto que es hacer carne a la forma en que vivimos, ello implica la apropiación del mundo exterior, ya sea como sentido de vida o como su medio” (2015:3). En una magnifica etnografía sobre lo que pasa entre la relación de las mujeres, cuerpos y agua en ciertas regiones amazónicas, Coba (2015) muestra la tensión cotidiana que viven las mujeres amazónicas todos los días en la defensa de sus territorios.

El Colectivo Miradas Criticas del Territorio desde el Feminismo desde 2012 ha intentado crear puentes de análisis entre territorios y cuerpos femeninos. Su primer acercamiento ha sido metodológico, al impulsar encuentros donde el primer eje de estudio fuese el cuerpo y sus vínculos entre los territorios. En un sentido teórico, después de la marcha de las mujeres amazónicas (2013) pusieron sobre la mesa el debate entre territorios amenazados y las consecuencias para los cuerpos femeninos. Llegaron a reflexionar, a través de las voces de las mujeres, cómo se masculinizan los territorios cuando las empresas extractivas se instalan. Aluden a la patriarcalización de los territorios como la afectación de los roles de género: con la introducción de salarios masculinizados mal remunerados y trabajos en malas condiciones, el papel de la mujer se ve aún más relegado dentro de las comunidades. Su rol como productoras de alimentos se devalúa y pierde su importancia social. En 2015 iniciaron la búsqueda por la relación entre cuerpos- territorios y desde las voces de mujeres diversas enmarcan el ejercicio de dicha relación desde los conceptos del feminismo decolonial .
  Bibliografía utilizada
  Espinosa Miñoso Yuderkis (2010) “Los cuerpos políticos del feminismo”. En: Ponencia presentada en
el Noveno Encuentro Lésbico Feminista de Latinoamérica y del Caribe. Guatemala, Octubre.
Gargallo Francesca. (2012). “El lugar donde reflexionamos”, en: Feminismo desde Abya Ayala: Ideas
y Proposiciones de las mujeres de 607 pueblos en Nuestra América. Editorial. Corte y Confección.
Ciudad de México. Pp. 47- 55.
Gómez Grijalva Dorotea (2013). “Mi cuerpo un territorio político” En: Voces Descolonizadoras.
Cuaderno 1. Ed. Brecha Lésbica.
Hernández Castillo Rosalva Aída. (2014). “Algunos aprendizajes en el díficil reto de descolonizar el
feminismo”, en: Más allá del feminismo caminos para andar. Millán Margara (coordinadora). Creative
Commons. México. Pp. 183- 212.
Hernández Castillo Rosalva Aída. (2014). “Cuerpos femeninos, violencia y acumulación por
desposesión”, en: Des/POSESIÓN: Género, Territorio y luchas por la autodterminación.
Belausteguigoitia Ruis y Saldaña-Portillo María Josefina (Coord.) Universidad Autónoma de México.
Programa Universitario de Estudios de Género (PUEG), México. Pp. 79-100
Lispector Clarisse (1963). A Maça no escuro. Relogio d Agua. Lisboa
López Nájera Verónica Renata. (2014) “Feminismos y Descolonización epistémica: nuevos sujetos y
conceptos de reflexión en la era global”, en: Más allá del feminismo caminos para andar. Millán
Margara (coordinadora). Creative Commons. México. Pp. 99- 108.
Márquez González Iván y Herrera Martínez Edith. (2014). “Cuerpo, territorio, vida, Madre tierra: las
mujeres indígenas y la policía comunitaria de Guerrero, construyendo alternativas frente al despojo
desarrollista”, en: Des/POSESIÓN: Género, Territorio y luchas por la autodterminación.
Belausteguigoitia Ruis y Saldaña-Portillo María Josefina (Coord.) Universidad Autónoma de México.
Programa Universitario de Estudios de Género (PUEG), México. Pp. 185- 208.
Santa Cruz, Lucy (2008). “El cuerpo como territorio, el territorio como cuerpo” En: Revista Flor del
Guanto Núm. 2. Quito, Ecuador. Ed. Casa Feminista de Rosa.
Segato Rita. (2008)”La escritura en el cuerpo de las mujeres asesinadas en Cd. Juárez”, en: Debate
 
4. Plan de trabajo trienal (36 meses).
 
  OBJETIVOS ACTIVIDADES RESULTADOS ESPERADOS
PRODUCCIÓN DE CONOCIMIENTO
(Investigación)
1.1. Generar discusión en torno al conocimiento del concepto cuerpo-territorio en distintos países que favorezca el intercambio de experiencias

1.2. Generar un conocimiento crítico sobre las discusiones que se están dando en relación a la temática cuerpo-territorio desde los feminismos en el ámbito global.
1.1.1 .Reuniones de socialización de la propuesta entre todos los miembros del equipo de investigación y planificación anual: al comienzo se realizarán reuniones virtuales entre los diferentes integrantes del grupo de trabajo con el objetivo de fijar una agenda común de investigación, revisable cada año. La idea es consensuar los temas que se trabajarán en cada país, partiendo de los marcos generales que compartimos como referencia. Esto constituye tan sólo la base, nos da el horizonte a seguir, y puede ir modificándose conforme se produzcan avances en el trabajo.

1.1.2. Establecimiento de metodologías, puesta en común del trabajo de los distintos colectivos, intercambio de las experiencias ya trabajadas por los integrantes del grupo: una parte fundamental del trabajo del grupo será el compartir las metodologías y conocimientos que cada integrante ha venido desarrollando hasta ahora con los diferentes movimiento sociales o espacios donde trabaja. El intercambio servirá para que tengamos un conjunto de herramientas de investigación comunes y diversas desde las que abordar las investigaciones. Este intercambio se realizará de manera virtual.

1.1.3. Reuniones mensuales de avances y puesta en común de los avances de la investigación: a través de encuentros periódicos virtuales, iremos retroalimentando la labor investigativa. Ya sea que los diferentes estudios se encuentren en fase de desarrollo teórico-metodológico o en trabajo de campo, el objeto de esta actividad es tener una comunicación regular entre los miembros del grupo para poder compartir, apoyar y alimentar los trabajos en curso.

1.1.4. Elaboración de ensayos parciales que contribuyan a la investigación colectiva de los diferentes integrantes: los ensayos versarán sobre los temas que, durante el transcurso de las investigaciones del grupo, se quieran problematizar. Asumimos que nuestros trabajos comparten un marco conceptual que se expresa empíricamente de manera distinta. Nuestra intención es por tanto poder complejizar nuestras miradas a través de estas diferencias a la vez que guardamos una coherencia teórica. Los ensayos se enmarcan dentro del proceso de ida y vuelta constante entre la reflexión y el trabajo en terreno que nos planteamos; serán por lo tanto documentos de avance accesibles y sometidos a discusión por otros colectivos afines.

1.1.5. Participación en encuentros nacionales y jornadas de discusión vinculadas a la temática en espacios académicos: en esta retroalimentación no puede faltar la academia. En cada país, estaremos vinculados a los diferentes coloquios, eventos y grupos de trabajo sobre la temática en universidades y centros de estudio. En México y Guatemala se creará un “Ciclo de diálogos de saberes en torno a territorios, cuerpos y afectos”, posiblemente con el apoyo de la Red de Posgrados de Chiapas, México . También creemos importante estar al día de los planteamientos e investigaciones en curso sobre de otras personas que comparten nuestra temática.

1.1.6. Construcción conjunta de dos publicaciones, una sobre reflexiones metodológicas-empíricas, y otra sobre cuestiones teóricas- epistemológicas: la elaboración se prevé en el último tramo de trabajo conjunto. La idea es poder sintetizar en estos documentos los aprendizajes más importantes de la experiencia investigativa y grupal. Nos encargamos además de diagramar e imprimir ambas publicaciones.

1.2.1. Elaboración de una agenda de lecturas feministas que aborden la temática cuerpo-territorio: el primer paso para poder alimentar los debates generales sobre los feminismos (ecofeminismo, feminismo comunitario, decolonial, etc.) es actualizarse con los debates actuales sobre este tema en diferentes partes del mundo. Esta actividad está prevista dentro de la fase inicial de trabajo del grupo y servirá para retroalimentar las discusiones y sesiones de retroalimentación sobre nuestras propias investigaciones.

1.2.2. Reuniones de socialización y debate de las lecturas escogidas.
1.1.1. Agendas de trabajo anuales elaboradas y aprobadas por el grupo de trabajo.

1.1.2. Documento metodológico elaborado.

1.1.4. Dos ensayos parciales escritos por año.

1.1.6. Dos publicaciones elaboradas durante los 3 años.


1.2.1. Estado del arte sobre la literatura feminista en relación a la temática cuerpo-territorio elaborado.
DIFUSIÓN DEL CONOCIMIENTO
(Acciones de formación, visibilización, confrontación de la producción)
2.1. Propiciar el diálogo y la multiplicación del pensamiento crítico en la región que promueva la incidencia política vinculada a las temáticas de cuerpo-territorio en el debate público de las ciencias sociales 2.1.1. Realización de encuentros internacionales: estos eventos servirán para presentar el trabajo del grupo ante la academia y organizaciones sociales vinculadas con la temática. Los encuentros, de varios días de duración, se plantean también para que los diferentes miembros del grupo puedan conocer las investigaciones llevadas a cabo por aquellos residentes en el país de celebración del encuentro. De esta manera pretendemos llevar a cabo el intercambio más allá de lo discursivo, de forma que el aprendizaje y la reflexión conjunta que nos planteamos penetre también en nuestros propios cuerpos. Adicionalmente, en estos encuentros nos proponemos fortalecer los vínculos entre los diferentes actores sociales (ecologistas, feministas) con los que estamos relacionados.

2.1.2. Realización de encuentros nacionales: este tipo de eventos se realizarán una vez al año. Los miembros del grupo de cada país estarán encargados de su organización. La idea principal es juntar a académicos y activistas por los derechos de la mujer y la naturaleza para poder debatir y compartir los avances de cada cual. Planteamos también estos encuentros como análisis estratégicos de coyuntura en los que poder compartir las realidades de los diferentes territorios y las posibles acciones de incidencia en el ámbito estatal.

2.1.3. Elaboración de una página web del grupo de investigación de CLACSO: la difusión de los trabajos desarrollados por el grupo estarán disponibles en una web abierta. En esta plataforma también se compartirán otro tipo de materiales pedagógicos y audiovisuales que realicemos como videos, noticias y reportajes, tanto propios como de colectivos y personas afines que trabajen la temática cuerpo-territorio. Los propios miembros del grupo se encargarán de su puesta a punto y mantenimiento.

2.1.4. Difusión en redes sociales del grupo de investigación de CLACSO: tener presencia en las redes sociales ayuda indudablemente a difundir las temáticas de investigación del grupo. Adicionalmente, pensamos nuestra actividad online de modo que pueda generar debate e intercambio de opiniones, por lo que también utilizaremos temas de coyuntura para posicionar una mirada eco-feminista.

2.1.5. Intervención en medios de comunicación: la difusión ha de pensarse de igual manera a través de los medios de comunicación tradicionales. Participaremos en programas de radios privadas, universitarias y comunitarias; realizaremos publicaciones en diarios digitales para dar a conocer el trabajo que realizamos. De igual manera, orientaremos nuestras intervenciones en este tipo de medios al análisis de coyuntura y a la reflexión sobre temas de actualidad desde una perspectiva eco-feminista.
2.1.1. Dos encuentros internacionales llevados a cabo durante los 3 años.

2.1.2. Un encuentro nacional al año realizado en cada país miembro del grupo

2.1.3. Página web del grupo CLACSO creada y retroalimentada

2.1.4. Página de Facebook del grupo CLACSO creada y retroalimentada

2.1.5. Realizada al menos una intervención al año en medios de comunicación por cada país miembro del grupo CLACSO
RELACIONAMIENTO CON POLÍTICA PÚBLICA Y ORGANIZACIONES SOCIALES
(Escuelas, espacios de debate, medios, intervención sistemas de ciencia y tecnología, etc.)
3.1. Fortalecer los vínculos entre la academia y los movimientos sociales de cada uno de los países integrantes del grupo de investigación. 3.1.1. Participación en dos encuentros (durante los 3 años) de la Red Latinoamericana de Mujeres Defensoras de los Derechos Sociales y Ambientales: posicionar estos temas es fundamental en este tipo de espacios. Las organizaciones que integran esta red están compuestas por mujeres que sufren en sus territorios y en sus cuerpos la presión generada por proyectos extractivos y la violencia machista que éstos contribuyen a consolidar, fundamentalmente vinculados a actividades mineras. Ellas son los sujetos principales con quienes nos gustaría compartir nuestros avances, nuestras reflexiones, y de quienes nos gustaría escuchar sus opiniones y vivencias.

3.1.2. Participación en dos encuentros de la red de Oilwatch de Latinoamérica durante los 3 años: trataremos de posicionar la temática que nos conforma dentro de los territorios afectados por la explotación petrolera, en los que las afectaciones en los cuerpos y en el espacio cobran sus formas más crueles. La red Oilwatch es para ello una buena plataforma desde la que poder difundir nuestro trabajo, y en la que poder incorporar análisis feministas a su trayectoria de trabajo desde el ecologismo.

3.1.3. Articulaciones e intercambios de experiencias con organizaciones sociales de cada país miembro del grupo CLACSO: en Ecuador, con el Colectivo Miradas Críticas del territorio desde el feminismo y con Acción Ecológica; en México, con Mujeres Transformando Mundos A.C. y con el Centro de Educación Integral de Base A.C (CEIBA); de Guatemala, con la Asociación para Estudios Feministas (AMEF) y con el Seminario de estudios críticos de la Escuela de Historia de la Universidad de San Carlos.
3.1.1. Al menos una nota redactada y difundida por cada encuentro. Al menos una entrevista a lideresas regionales realizada y publicada por cada encuentro.

3.1.2. Al menos una nota redactada y difundida por cada encuentro.
Al menos una entrevista a activistas regionales realizada y publicada por cada encuentro.
ARTICULACIÓN CON OTRAS REDES Y PROGRAMAS
(Latinoamericanas, caribeñas y mundiales)
Conseguir insertar en redes ecologistas reflexiones feministas Articulación directa con Oilwatch, la Red Latinoamericana de Mujeres Defensoras de los Derechos Sociales y Ambientales, con redes nacionales, etc. Publicación de comunicados y reflexiones conjuntas en páginas web de las redes.
 
5. Integrantes del Grupo de Trabajo
  Total de investigadores ingresados: 23
- Alicia Isabel Migliaro González
  Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación - FHCE/UDELAR (Uruguay)
Universidad de la República
   
- Aurora Donoso Game
  Instituto de Estudios Ecologistas del Tercer Mundo - IEETM (Ecuador)
ONG -
   
- Cecilia Chérrez
  Instituto de Estudios Ecologistas del Tercer Mundo - IEETM (Ecuador)
ONG -
   
- Christian Guillermo Torno
  Instituto de Investigaciones en Humanidades y Ciencias Sociales - IdIHCS/UNLP-CONICET (Argentina)
Universidad Nacional de La Plata - Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas
   
- Delmy Tania Cruz Hernández
  Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social - CIESAS (México)
Integrante del Sistema de Centros Públicos de Investigación de CONACyT
   
- Eva Vázquez González
  Acción Ecológica
(Ecuador)
   
- Gabriela Ruales Jurado
  Colectivo Miradas Críticas del Territorio desde el Feminismo
(Ecuador)
   
- Héctor Alberto Alimonda
  Programa de Pós-Graduação de Ciências Sociais em Desenvolvimento, Agricultura e Sociedade - CPDA/UFRRJ (Brasil)
Instituto de Ciências Humanas e Sociais - Universidade Federal Rural do Rio de Janeiro
   
- Horacio Alejandro César Machado Aráoz
  Doctorado en Ciencias Humanas. Universidad Nacional de Catamarca
(Argentina)
   
- Iñigo Arrazola Aranzabal
  Colectivo Miradas Críticas del Territorio desde el Feminismo
(Ecuador)
   
- Javier Taks Donas
  Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación - FHCE/UDELAR (Uruguay)
Universidad de la República
   
- Jonatan Mariano Rodas Gómez
  Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social - CIESAS (México)
Integrante del Sistema de Centros Públicos de Investigación de CONACyT
   
- Juliana Agustina Díaz Lozano
  Instituto de Investigaciones en Humanidades y Ciencias Sociales - IdIHCS/UNLP-CONICET (Argentina)
Universidad Nacional de La Plata - Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas
   
- Lisset Coba
  Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales, Ecuador - FLACSO (Ecuador)
   
- Manuel Bayón Jiménez
  Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales, Ecuador - FLACSO (Ecuador)
   
- Mariano Féliz
  Instituto de Investigaciones en Humanidades y Ciencias Sociales - IdIHCS/UNLP-CONICET (Argentina)
Universidad Nacional de La Plata - Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas
   
- Melissa Moreano
  Colectivo de Geografía del Ecuador
(Ecuador)
   
- Miriam García-Torres
  Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales, Ecuador - FLACSO (Ecuador)
   
- Miriam Lang
  Universidad Andina Simón Bolívar
(Ecuador)
   
- Rossana Cecilia Cantieri Cagnone
  Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación - FHCE/UDELAR (Uruguay)
Universidad de la República
   
- Sofia Zaragocin Carvajal
  Programa de desarrollo y población (PYDLOS), Universidad de Cuenca - Colectivo de Geografia critica del Ecuador
(Ecuador)
   
- Sylvia Lorena Rodríguez Lezica
  Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación - FHCE/UDELAR (Uruguay)
Universidad de la República
   
- Thais Oliveira Brandão
  Colectivo Miradas Críticas del Territorio desde el Feminismo
(Ecuador)
   
 
6. Coordinador/es del Grupo de Trabajo

Delmy Tania Cruz Hernández

  Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social - CIESAS (México)
Integrante del Sistema de Centros Públicos de Investigación de CONACyT
   

Manuel Bayón Jiménez

  Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales, Ecuador - FLACSO (Ecuador)
   
Volver
 
 
 
 
Inicio
 
  CLACSO   Promoción de la investigación   Red de Posgrados en Ciencias Sociales   Grupos de Trabajo   Estudios sobre la pobreza y las desigualdades   SUR-SUR   Escuela de Haití   SILEU   Acceso abierto al conocimiento y difusión
Qué es CLACSO Presentación Presentación Presentación Presentación Presentación Presentación Presentación Presentación
Centros
asociados
Publicaciones Seminarios virtuales Grupos de Trabajo Publicaciones Publicaciones Actividades        
Asociaciones Policy Brief Diplomas Superiores Publicaciones Policy Brief Enlaces            
Actas e informes de gestión     Programas de posgrados Agenda                    
        Publicaciones                        
                                   
 
 
Secretaría Ejecutiva
Estados Unidos 1168 | C1101AAX | Ciudad de Buenos Aires, Argentina
Tel. [54 11] 4304 9145 | Fax [54 11] 4305 0875 | clacsoinst@clacso.edu.ar | www.clacso.org
CLACSO.TV CLACSO Librería Latinoamericana y Caribeña de Ciencias Sociales Red de Bibliotecas Virtuales clacso.org  
Área de Acceso Abierto al Conocimiento y Difusión | CLACSO | 2015
 
subir